Cómo mejorar la eficiencia del sistema de calefacción

En estos días en los que el frío se hace notar los sistemas de calefacción funcionan a pleno rendimiento. Por ello, es necesario reparar en una serie de cuestiones fundamentales que pueden hacer que nuestro consumo energético sea más eficiente. El objetivo es minimizar el consumo de energía, ahorrar en nuestras facturas y ser más respetuosos con el medio ambiente. Hoy en día, el consumo energético supone uno de los gastos más elevados para la economía familiar, por lo que ahorrar en este servicio es una prioridad. Adquirir calderas baratas en Madrid ya es posible y minimizar los gastos por el consumo de calefacción también.

Desde Eco Gas Ingeniería te ofrecemos cinco consejos fundamentales para utilizar el sistema de calefacción de una forma adecuada y ahorrar en tus facturas:

  1. Comprobar que los radiadores están en buen estado para su uso. Es necesario purgarlos una vez al año, ya que estos elementos pueden acumular aire que hace que no funcionen de forma adecuada. Al no calentar lo suficiente podemos subir la temperatura en el termostato, incrementando el gasto energético de forma innecesaria.
  2. Para aprovechar el aire caliente que se desprende de los radiadores es muy importante no poner ningún objeto cubriéndolos. Habitualmente se pueden encontrar cortinas pegadas a los radiadores u otros objetos situados delante de los mismos o a una distancia próxima. Todo ello contribuye a que el calentamiento de la estancia se ralentice.
  3. Realizar un consumo adecuado en función de las necesidades, es decir, adaptar el funcionamiento del sistema de calefacción al horario en el que la vivienda está habitada. Si la calefacción funciona durante todo el día en una vivienda vacía se estará produciendo un desperdicio energético. En cualquier caso, actualmente, existen sistemas que nos permiten optimizar el rendimiento de la calefacción, por ejemplo aparatos para programar el encendido de la calefacción unos minutos antes de que los ocupantes de la vivienda lleguen a casa.
  4. Por la noche conviene apagar el sistema de calefacción, según un estudio del Instituto para la Diversificación y el Ahorro de Energía (IDAE), la temperatura adecuada para dormir arropados en la cama oscila entre los 15 y los 17ºC. Sin embargo, en viviendas con un sistema de aislamiento térmico nulo o eficaz puede optarse por establecer una temperatura de 15ºC en el termostato, evitando que se pierda el calor durante la noche.
  5. Es necesario ventilar a diario antes de encender la calefacción, durante el día la temperatura adecuada serán alrededor de 20ºC. Además, conviene optar por tejidos cálidos en invierno para minimizar la sensación de frío.

Desde nuestra experiencia en la comercialización de calderas baratas en Madrid sabemos que seguir estos consejos es lo más adecuado para minimizar el consumo energético en las viviendas, sin renunciar al confort del uso de la calefacción.

Si te gustó, compartelo!!!